Saltar al contenido

EL PELIGRO INVISIBLE. LA RADIACIÓN SOLAR ULTRAVIOLETA

  • por

La radiación solar ultravioleta (UV) es una radiación electromagnética. La abundancia de los rayos UV llega a causar graves derivaciones para la salud, como la provocación del cáncer, degeneración y diferentes problemas cutáneos cómo quemaduras. Igualmente puede ocasionar lesiones en los ojos y afectar al sistema inmunitario. 

Los niños han de educarse a atender la radiación solar ya que la exposición excesiva a lo largo de la niñez y juventud puede tener efectos alternos más adelante en el cuerpo. 

La radiación solar - Índices UV

El Índice UV es una unidad de mesura de los niveles de radiación ultravioleta en base a sus efectos producidos en el cuerpo humano. Este índice oscila entre 0 y 16 cuenta con cinco rangos:

  •       Bajo: 1-2
  •       Moderado: 3-4
  •            Alto: 5-7
  •            Muy alto: 8-10
  •       Extremado: 11 o mayor

Clasificaciones de las radiaciones ultravioleta

Radiación UV-A

La radiación solar UV-A es la menos perjudicial de las radiaciones ultravioletas y aquella que alcanza la Tierra en mayores cantidades. Presenta un riesgo más disminuido ya que contiene menos cantidad de energía y además es el autor del bronceado. Los rayos UV-A se adentran en el tejido conectivo y provocan principalmente la inmunosupresión y las lesiones crónicas influidas por la luz, como el oscurecimiento de la piel y su envejecimiento. 

Radiación UV-B

La Radiación UV-B alcanza la Tierra muy aminorada ya que la capa de ozono absorbe bastante de esta y varía entre 280 y 320 nm. La radiación UV-B, que llega a la superficie de la Tierra es bastante nociva, ya que minora el desarrollo de las floras.

En los seres humanos la excesiva exposición a este tipo de radiación puede provocar: 

  • Daños en la piel tan leves como una simple quemadura o de tal gravedad como mutaciones en el ADN de las células cutáneas que pueden derivar en el cáncer de piel.
  • Reducción de la eficiencia del sistema inmunológico, aumentando el riesgo de infecciones y disminuyendo la eficacia de las vacunas

 

Radiación UV-C

Los rayos UV-C se encuentran como los rayos ultravioleta más perjudiciales. Contienen una alta cantidad de energía, pero esta radiación es absorbida por el oxígeno y el ozono en la estratosfera.

 

Pese a todos los impactos nocivos provocados por la radiación UV, cuantías pequeñas de radiación UV son muy provechosas e indispensables en la síntesis dérmica de la vitamina D. La radiación UV también se usa, bajo control médico, para tratar diferentes enfermedades.

 

Aprende con europrevención sobre los peligros de la radiación solar ultravioleta y consulta nuestro blog para más información sobre distintas materias. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.